APRENDER a PERDONAR, AYUDA a NUESTRA SALUD Tercera parte de tres

mottivareGerardo de la Garza Ortega

APRENDER a PERDONAR, AYUDA a NUESTRA SALUD Tercera parte de tres

PUBLICIDAD

Escrito por Gerardo de la Garza Ortega 04 de julio de 2016
perdonar, olvidar, rencores, heridas, me hirieron, me lastimaron, me hicieron daño, me dijeron que no servía
APRENDER a PERDONAR, AYUDA a NUESTRA SALUD Tercera parte de tres

APRENDER a PERDONAR, AYUDA a NUESTRA SALUD  Tercera Parte de tres

Por Gerardo de la Garza Ortega

Conferencista, Motivador y Director de MOTTIVARE

¡ Hola !  ¿ Cómo te va, mi amigo y distinguido lector ?  Espero que todo vaya muy bien en tu vida.  En los artículos anteriores, estuvimos desglosando todos los grandes y maravillosos beneficios que aporta a nuestra salud, el saber perdonar al que te hizo daño, al que te hirió, al que te hizo ver mal.

Ahora, vamos a continuar con este tema tan interesante, cerrando con algunas conclusiones que nos pueden ayudar a entender que no vale la pena vivir con el odio y el rencor en el corazón, y que bien vale todo el oro del mundo, saber perdonar para que nuestra salud no se quebrante.

Esto ha sido el resultado de un estudio de investigación, pero en mi propia experiencia, en el momento en que decidí perdonar, en ese momento experimenté en mí mismo, lo que significa ser feliz, me liberé de una loza sobre la espalda (que estaba bastante pesada, por cierto), encontré la paz en mí mismo, y volví a tener relación con los que me hirieron y que perdoné.

Un cambio radical y total en mi vida, que no sabes lo feliz que soy, solo por el hecho de haber superado esta situación.  Te invito a que hagas lo mismo, y te vas a sentir otro, vas a ser completamente feliz, y no vas a quedar en deuda con nadie.  (estoy hablando de cuestiones morales, no de cosas monetarias, no te confundas)

Pero sigamos en este tema apasionante.
 
Perdonar puede fortalecer las relaciones después de una infidelidad:

Un estudio reciente de la Universidad de Missouri en Kansas demostró que perdonar verdaderamente a tu pareja después de una infidelidad puede ser la clave para salvar, o incluso estrechar aún más la relación.

De hecho, su estudio Investigación y práctica de la psicología de parejas y familias mostró que el perdón triunfa con el tiempo, aumentando la satisfacción de la relación y el compromiso para superar el dolor de la infidelidad.

Perdonar fácilmente nos protege del estrés a largo plazo:

De acuerdo con un estudio publicado en la Revista de Psicología de la Salud, y realizado por investigadores de Luther College y la Universidad de California, ser capaz de perdonar predice de forma independiente una salud física y mental más positiva.

Los investigadores descubrieron que el perdón protege a las personas de los efectos negativos del estrés en la salud mental: la severidad del estrés está relacionado con la salud mental de una persona.

En ese sentido, las personas más dadas a pedir perdón presentan niveles más altos de conciliación y paz interior, y por lo tanto, son más equilibradas y estables a nivel mental.

De acuerdo a otro estudio realizado por investigadores del Hope Center, uno de los beneficios del perdón es que reduce las cantidades de cortisol.

Los investigadores examinaron las respuestas físicas de 71 participantes mientras hablan acerca de rencores y mientras hablaban acerca del perdón y la empatía.  Aquellos que mostraron más perspectivas de perdón tuvieron respuestas de estrés psicológico menores.

Reduce el dolor, otro beneficio a la larga lista de cosas positivas que se logran, solo por saber perdonar.

De acuerdo a un estudio hecho por investigadores de Duke University Medical Center, perdonar a aquellos que nos hicieron algún daño puede reducir el dolor tanto emocional como físico.

De 61 participantes que sufrían de dolor de espalda crónico, aquellos que tenían más carácter para perdonar reportaron niveles de dolor más bajos.

Esto llevó a los investigadores a pensar que “existe una relación entre el perdón y aspectos importantes de vivir con constante dolor”.

Resumiendo lo visto, el perdón no sólo tiene beneficios psicológicos y emocionales, también genera bienestar, reduce los niveles de estrés, y alarga la vida.

"El perdón es la fragancia que derrama la violeta en el talón que la aplastó".

Mark Twain

Aferrarse al enojo es uno de los sentimientos más pesados y perturbadores que podemos tener.  Si no, el que más.  Como presuntamente dijo Buda alguna vez: “Aferrarse al enojo es como agarrar un carbón caliente con la intención de aventárselo a alguien más; el que sale herido eres tú”.

Después de todo, guardar rencor nos causa más dolor psicológico que a la persona que nos lastimó.  Y, paradójicamente, nos une a esa persona mucho más profundamente de lo que quisiéramos.

Pero, además de ello, guardar rencores puede causar dolor físico.  Le haríamos a nuestro cuerpo, al igual que a nuestra mente, un enorme bien si tomáramos el camino del perdón.

Existen muchos beneficios de salud que pueden hacer que reconsideremos si ese rencor realmente vale la pena.

Es importante saber que el perdón no tiene que ser un acto verbal.  No es solamente una formalidad, sino un estado mental.  Perdonar está en cada uno de nosotros, y es un trabajo del espíritu.

Para perdonar tenemos, primero que nada, que dejar ir; quizá una de las empresas más difíciles que hay porque tiene que ver con el ego y con el orgullo.  Pero una vez que logramos esto, nuestro estado anímico mejora y podemos volver a sentir ligereza.

Pues, mi amigo y distinguido lector, en esta ocasión, y por partida triple, tratamos el tema de Aprender a Perdonar, porque esto ayuda a Nuestra Salud.

No cabe duda que fue un tema bastante interesante, porque por medio de la ciencia, demostramos que el perdón influye de un modo positivo en nuestra salud, física, psíquica y mental.

Vale la pena perdonar, porque es más lo que ganas, que lo que intentas ganar (que en verdad, pierdes), al estar masticando y rumiando, un rencor que no te deja vivir en paz.  ¡ Ya !, suéltalo, ¡ vive feliz !  ¿ Por qué no dejas que la felicidad llegue a tu vida ?

Cierro como siempre, mis intervenciones en radio y los editoriales en diversos periódicos: …y a seguir pataleando…, ¡ porque no hay de otra !

Bibliografía consultada:

www.wikipedia.com (acerca del perdón)

http://www.teinteresasaber.com/2015/06/aprender-perdonar-ayuda-nuestra-salud.html

http://pijamasurf.com/2013/12/cinco-beneficios-para-la-salud-de-perdonar/

http://www.upsocl.com/comunidad/8-datos-que-demuestran-que-perdonar-es-bueno-para-tu-salud/

Si quieres hacerme un comentario en referencia a este artículo, puedes hacerlo a mi correo: mottivare@gmail.com, o visitando mi página en internet: www.mottivare.com, y en el formato de contacto puedes hacerme los comentarios que gustes.  Puedes aprovechar para visitar el sitio y te des cuenta con qué empresas hemos trabajado, y los testimonios que han hecho por los servicios recibidos.

 

perdonar, olvidar, rencores, heridas, me hirieron, me lastimaron, me hicieron daño, me dijeron que no servía, 3,292 lecturas.

lee más

PUBLICIDAD