22 de noviembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Deportes

Afición responde en las tribunas del Estadio Corona

AARÓN ARGUIJO
TORREÓN, COAH, lunes 24 de septiembre 2018, actualizada 8:46 am

Enlace copiado

Aunque la Comarca Lagunera no está ni remotamente cerca de alguna playa, ayer el pensamiento de los habitantes de esta región era el de "vámonos de pesca".

Los Tiburones Rojos del Veracruz eran el rival en turno para Santos Laguna y parecía una ocasión propicia para sumar otros 3 puntos, mantenerse en la parte alta de la tabla general y de paso continuar con el buen paso en el nuevo estadio Corona, era tanta la confianza en la explanada del estadio, que más allá del triunfo o derrota Albiverde, la pregunta de los aficionados era "¿cuántos goles va a meter Furch?"

Soleada tarde y la temperatura acostumbrada en La Laguna, como cada año, nos avisan que "ya entró" el otoño, pero aquí, como cantan los Cadetes de Linares: "todo sigue igual". Ante tales condiciones del clima, era necesario hidratarse y hacer la fiesta característica en el estacionamiento, donde se confunde la cumbia con el reguetón, aderezados con un constante sonido de apertura de las latas de aluminio, esas nunca faltan y se guardan algunas para la salida del estadio.

Comienza el partido y la pesca ya no parece tan sencilla como se preveía, el tiburón anda bravo, hasta enseña los dientes, pronto los aficionados se dan cuenta de que Santos tendrá que ser más que agresivo y mostrar sus dotes de pescador, para quedarse con los puntos. Media hora y el gol no caía, aunque los aficionados comenzaron a mostrar dejos de preocupación, igual había confianza en que de un momento a otro, una genialidad de la encendida delantera albiverde, se encargaría de abrir el marcador.

El grito de gol simplemente no llegó durante el resto del primer tiempo y lo más entretenido en ese lapso fue la activación de medio tiempo, pero una vez más, la charla técnica daría resultados y Santos saldría con claras intenciones de ganar, para el segundo lapso.

Llegó entonces el primer arponazo contra los Tiburones, en una combinación uruguaya, del "Huevo" para el "Cabecita" y a cobrar, a tomar mate y a celebrar, Santos ya lo ganaba y parecería que se abría el ostión para dar paso a la goleada.

cabecita

Jonathan Rodríguez abrió el marcador al minuto 47. (RAMÓN SOTOMAYOR)

Pero los jarochos, alegres como son, tenían otros planes y lograron sanar esa herida, incluso embraveciendo más a la afición comarcana, al hacer ingresar a Osmar Mares, el de la colonia Antigua Aceitera, justo en la zona donde nació Torreón, fue objeto de sonoros abucheos cada ocasión que tocó el balón. Precisamente una de esas ocasiones en que fue parte de la jugada, llegó el empate descorazonador, una artística definición del "Polaco" Menéndez venció a Jonathan para decretar la igualada que nadie se esperaba… la pesca se había echado a perder.

Santos Laguna Veracruz

Osmar Mares regresó al Estadio Corona ahora con la escuadra de los Tiburones. (JORGE MARTÍNEZ)

"Dale campeón" empezó a cantar la grada, tratando de empujar a Santos hacia el arco rival, buscando transmitir esa vibra y mover las redes una vez más, era el momento de apretar y los aficionados lo sabían.

Pero los Tiburones, fieros, no se amilanaron y mostraron el carácter, incluso hicieron debutar al juvenil César Landa, quien mostró los colmillos y ayudó a la cosecha de un punto que resulta muy importante para su equipo, todavía más al jugar como visitante.

Santos salió de pesca y regresó con un palmo de narices, un arponazo no fue suficiente para doblegar a un Tiburón que se negó a morir y se retiró satisfecho del mar lagunero, no era lo que esperaban los aficionados, pero hay que entender que en la pesca y en el futbol, siempre hay la posibilidad de que venga un día mejor.

22MIL aficionados asistieron ayer al partido entre Santos Laguna y los Tiburones Rojos.

Fotos

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...