15 de diciembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
La i Laguna

Denuncian a un hermano lasallista de violar a alumna de colegio

El presunto ataque ocurrió en el 2016

LA I LAGUNA
martes 04 de diciembre 2018, actualizada 8:28 am


Enlace copiado

"La escuela me dio la espalda y les pregunto, ¿dónde quedó esa fraternidad de la que tanto hablan? Necesito tener justicia, tengo impotencia de que el hermano esté como si nada, que pueda hacer y deshacer, porque sabe que no va a pasar nada", dice Sofía, presunta víctima de violación por parte del hermano lasallista Alejandro, de aproximadamente 46 años.

A un mes de que Sofía, de 21 años de edad, y su madre Lourdes se presentaran en la Vicefiscalía región Laguna para denunciar el abuso sexual que sufrió la joven en el 2016 durante su voluntariado en el municipio de El Salto, Durango, hasta la fecha no ha sido detenido el presunto responsable.

"Tenemos 31 días esperando justicia de las autoridades, pero vemos que no avanzan; es terrible la angustia y agobiante ver que las autoridades no hacen nada. Veo a mi hija sufrir por lo que ocurrió, tener que medicarla para que no caiga en depresión y estar supervisándola las 24 horas del día, no es fácil de sobrellevar", dice la madre de la joven.

Todo ocurrió cuando Sofía concluyó sus estudios de preparatoria en un colegio localizado sobre la calle Héroes de Nacozari de la colonia Bellavista de Gómez Palacio, y durante los meses de julio a diciembre de 2016, realizó su voluntariado en El Salto, donde dos hermanos lasallistas, entre ellos Alejandro, estaban al cuidado de las menores.

Tras conocer que Sofía le temía a la oscuridad, Alejandro, con la promesa de ayudarla, sacaba a la joven de su dormitorio, alrededor de las 11:00 de la noche, y la llevaba hasta unas habitaciones solitarias del edificio, donde le pedía que se quitara la ropa. Además, recuerda que en alguna ocasión, colocó un ungüento en unas ampollas que le salieron en la piel, pero también tocaba sus partes íntimas, incluso, llegó a subirse encima de ella y le ordenaba que saltara de cama en cama por la habitación, desnuda y con los ojos tapados.

"Yo sabía que no estaba bien lo que pasaba, me sentía muy mal, pero no podía hacer nada, no tenía mi celular a la mano, estaba incomunicada y si me negaba a hacer lo que él me pedía, se enojaba mucho y me gritaba, además, me daba el doble de trabajo", cuenta angustiada.

Al concluir el año de voluntariado, Sofía pensó que el martirio había terminado, pero el hermano comenzó a mandarle mensajes y luego de que lo bloqueó en whatsapp, éste buscó a la madre de Sofía, argumentando que estaba preocupado por ella.

Lourdes se enteró de lo sucedido por medio de una carta escrita por Sofía y denunció el caso con los directivos del colegio.

"Cuando acudimos al colegio nos dijeron que ninguna joven tenía el mismo problema, sin embargo, me aseguraron que cambiarían al hermano para darle ayuda psicológica, al que trasladaron en julio de este año a Monterrey, donde actualmente está".

Terapia

Sofía comenzó con terapias y fue la psiquiatra quien informó a los padres sobre la violación, lo que motivó a la familia a interponer la denuncia el pasado 8 de octubre.

 

Denuncia

El titular de la Vicefiscalía, Daniel Rocha, dijo que sí recibieron la denuncia y que el tema ya se encontraba en manos del Minsterio Público correspondiente.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...