21 de abril de 2019 notifications
menu
EDITORIAL

Verdades y rumores

EL AGENTE 007
miércoles 27 de febrero 2019, actualizada 7:45 am

Cuando se creía que la llegada del ex alcalde Eduardo Olmos a la dirigencia municipal del PRI, le daría un respiro al agonizante tricolor para reagrupar sus filas con miras a recuperar Torreón, algunas bases del partido han calificado como “tibia” su gestión. Incluso, hay quienes aseguran, que la actividad de la propia oficina de marketing, perdón Fundación Colosio, ha bajado tanto de nivel, que muchos de los lideres de sectores importantes del oriente están pensando en subirse al carro de la victoria, es decir a Morena; ya que a Don Lalo, sólo pueden llegar con una buena conexión de wi-fi.

Nuestros subagentes infiltrados en el bunker del clientelismo electorero, nos comentan que de la misma forma en que manejaba los hilos de la administración municipal, cuando fue alcalde, maneja al vapuleado partido, es decir a través de Whats App o Twitter, ya que pareciera haber olvidado eso del trabajo de campo con sus bases, y muchas lideresas ya empiezan a desencantarse con el trato a distancia.

Y es que por otra parte, parece que la mancuerna que tendría como misión, sacar al PRI del abismo, cosa que ya de por sí está harto complicada, no termina de cuajar. Por una parte el presidente del PRI, Eduardo Olmos, opera a distancia, pero por otra, el súper delegado, que no pertenece a los de la cuarta transformación, del gobierno del estado en la provincia de La Laguna, el profe Samuel Rodríguez, ha estado llamando a sus filas a todos los ex funcionarios municipales que pasaron a vivir en el error, lo que ha llamado la atención de muchos mal pensados que lo atribuyen, a la falta de conocimiento en matemáticas y geografía regional del profe, o a que no acaba de entender que precisamente esos personajes están en la congeladora por no trabajar. Lo que si queda confirmado es que el profe, importado de las filas más leales del PRI en la urbe del adobe, no termina de hacer clic con los priístas laguneros, ni siquiera con los regidores de oposición de la actual administración panista, que ya no hayan que inventar para llamar la atención y que les crean que hacen bien su chamba.

***

Los que parecen haber quedado muy contagiados con la entrega de los premios Oscar, y quieren compartirle al ganador de tres estatuillas y orgullo mexicano Alfonso Cuarón, en la categoría a mejor guión y efectos especiales por una burda comedia, son las “fuerzas del mal”, quienes se niegan a concluir con el culebrón del funcionario distraído Rolando Anaya, titular de Inspección y Verificación de Torreón, que terminó chocando contra un autobús al manejar en sentido contrario en el “confuso”, desnivel de la Alianza. Y ahora no escatimaron en recursos para tratar de viralizar en redes sociales una producción que buscaba evidenciar las supuestas fallas de los agentes de tránsito y vialidad a la hora de aplicar el alcoholímetro. La nueva travesura fue realizar un video con cámaras al interior de un vehículo, donde un grupo de jóvenes con máscaras de don Rolando, retan a la autoridad. Los incipientes actores pasaron por varios puestos donde los agentes del orden cumplían con su trabajo, y al momento de ser inspeccionados, se ponían las caretas y alegaban entre risas que no les podían hacer nada porque eran el “mero mero” de la dependencia municipal, a lo que los elementos en lugar de exigirles hacer la prueba, o multarlos por andar de bromistas, respondían con risas y los dejaban pasar. Algo similar a lo sucedido con don Rolando. Sin embargo, la estrategia parece no haberles funcionado, ya que el respaldo de los internautas en las implacables redes fue hacia la autoridad, y el rechazo para los ocupantes del vehículo, confirmando que eso de la guerra sucia, también está perdiendo su efectividad. Y para que no se me distraiga estimado lector con esta novela, lo acontecido en la Comisión de Vialidad y Movilidad Urbana, donde la activa fracción priísta, léalo en tono sarcástico, cuestionó al director de Tránsito y Vialidad, Pedro Luis Bernal, respecto al reporte oficial que la dependencia a su cargo entregó, donde no se menciona la prueba de alcoholemia ni la tardanza del documento, situación que no sirvió más que para los dimes y diretes entre regidores y funcionarios.

***

Y en el otro lado del Nazas, cada vez es más latente el abandono en que los funcionarios de la administración estatal mantienen a La Laguna de Durango, un tema tan viejo como Matusalén, sólo que en tiempos electorales los mal pensados perciben más el desempeño negligente y que confirma, una vez más, que los intereses por esta región son nulos y se concentran más en atender las grillas de la capital de los alacranes. Para muestra solo bastan algunos ejemplos, como el puente vehicular El Tajito que a más de un mes de su inauguración sigue carente de un sistema de alumbrado público que brinde seguridad y tranquilidad a quienes por ahí transitan. Desde enero, cuando esta obra se inauguró y entró en operaciones, por lo visto a oscuras, la Secretaría de Comunicaciones y Obras Públicas del Estado (Secope) se comprometió a instalar cuanto antes los arbotantes y luminarias, además de señalamientos. La encomienda se le dejó al delegado regional de la dependencia, Héctor Zepeda Luna, quien para todos es sabido que su paso por las oficinas de Gómez Palacio es como “visita de doctor”, pues por residir en capital, únicamente suele acudir a partir del martes y el jueves por la tarde ya está de vuelta en los asustos que verdaderamente importan, la grilla estatal. Nuestros subagentes disfrazados de escultura empolvada, comentan que lo mismo pasa en la Casa de la Cultura Ernestina Gamboa, que lleva casi dos meses en paro de labores sin que hasta ahora, las autoridades estatales hayan caído en la cuenta del enorme perjuicio que esto representa en términos de imagen y de respeto a la labor de una de las pocas instituciones culturales de esa parte del Nazas. El conflicto laboral se halla tan enredado que parece una obra contemporánea digna de Zona Maco, pese a que el gobierno estatal ya reconoció la invalidez de la agrupación sindical que lo encabeza, que sus demandas no se justifican y que no tiene razón de continuar, pero ni la directora del ICED, doña Socorro Soto, ni los representantes de la Secretaría de Gobierno han tomado cartas en el asunto para acabar con el problema de una vez por todas.

***

Parece que los suspirantes a la candidatura de Morena por la Alcaldía de Lerdo, tenían la intención de ir por un Records Guinness, con eso de que se registraron nada más y nada menos que 13 candidatos, quienes sueñan con ser el ungido o ungida por el partido de la cuarta transformación en la contienda por la silla de la Ciudad Jardín. En este mismo municipio, también los del PRI están mandando a la caballería pesada con miras al proceso electoral del dos de junio. De entrada, por Morena se vieron muchos rostros conocidos, entre las aspirantes llamó la atención doña Rocío Villegas ex directora del DIF de Lerdo, ex directora del Museo del Acertijo y ex esposa del también ex edil priísta Luis de Villa. Doña Rocío, dicen, podría dar la sorpresa puesto que siempre salió bien en las encuestas hechas por el tricolor en aquellos ayeres donde, comentan, se llegó a escuchar incluso para una diputación. De los hombres son varios los que podrían tener también posibilidades amplias de ganar, ahora que Morena esta de moda. Incluso se registró el ex director municipal de Salud de Lerdo, el doctor Felipe Sánchez, quien no hace mucho iba por el Verde Ecologista, cosa menos importante para el partido que busca regenerarlos a todos. Ayer, los registros en la capital duranguense se postergaron hasta tres horas después de lo proyectado, luego de la llegada del alcalde capitalino José Ramón Enríquez a quien llamaron “chapulín” y le gritaron “¡fuera!” los propios militantes del partido Movimiento de Regeneración Nacional, cuando éste se presentó a realizar el trámite para contender por la candidatura a la presidencia de Durango por este partido. Ante tal poder de convocatoria el Comité Directivo Estatal del RIP, perdón, del PRI, mandó “ipso facto” este mismo 26 de febrero, día de los registros de los primores, nada menos que a don José María Alcántar Chávez, quien fuera director de Transportes en el Estado en tiempos del ex gobernador Jorge Herrera Caldera. Como recordará, sagaz lector, don “Chema” Alcántar, se ganó dicho cargo con el trabajo realizado en campaña a favor de don Jorge, quien por cierto también tiene las manos metidas en Morena, en fin, volviendo a Alcántar, él es uno de los priístas formados y apoyados por el ex mandatario estatal Ángel Sergio Guerrero Mier, y también fue secretario de elecciones del comité directivo estatal del PRI en 2010, señalado por muchos como uno de los orquestadores del robo de urnas, que por cierto tanto molestó en esos ayeres al hoy gobernador José R. Aispuro Torres.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando tendencia...