Facebook

Blogs de El Siglo

Facebook

PUBLICIDAD

Escrito por Diana Miriam Alcántara Meléndez 09 de diciembre de 2010

Siempre hay más de una versión de la historia. The Social Network (USA, 2010) [Red Social en español] es  una de ellas respecto a la creación de la red social Facebook. La película cuenta cómo inició este proyecto desde la Universidad de Harvard en 2003 y la secuencia de eventos que llevaron a la red social a convertirse en uno de los sitios de internet más populares alrededor del mundo, al tiempo que convirtió a su creador, Mark Zuckerberg, en el billonario más joven del mundo.

Desde el punto de vista cinematográfico, la película es una dramatización de los hechos, de cómo surge la idea, de los conflictos de intereses entre los fundadores Mark Zuckerberg y Eduardo Saverin, así como el llamado plagio intelectual entre estos y otros tres estudiantes de Harvard. De acuerdo con entrevistas, claro, Zuckerberg ha declarado que el filme no es más que un relato de ficción, si bien los creadores eran estudiantes universitarios durante el nacimiento de esta red social, las causas y desarrollo de la misma no son en nada parecidos a lo establecido en el guión. Por su parte, el guionista Aaron Sorkin ha declarado que se realizaron varias entrevistas a estudiantes contemporáneos de ellos para corroborar los hechos. Algunos de estos hechos están documentados, las palabras del blog de Zuckerberg existen, así como las demandas; el resto es, como todo, una versión más de los hechos y, como cierto prestigiado doctor de la televisión diría: todos mienten.

Más allá de la realidad, la verdad y la mentira, Red Social  es una película de drama que trata temas como el compañerismo, las amistades, los negocios, las traiciones, el poder y la inseguridad. Su misma campaña publicitaria es para algunos un éxito, como para otros una exageración; un tráiler, por ejemplo, muestra imágenes de facebook, tal cual campaña de marketing del sitio de internet, acompañado del tema musical “Creep”, de Radiohead.

En cuanto al logro de la película, es difícil definirlo. No podemos ir al cine sin pensar que se trata de una aproximación al momento en el que se inició una compañía que cuenta con 500 millones de usuarios en la actualidad, por lo tanto, y desde un punto de vista crítico, personalmente me hace preguntar, ¿por qué querer ser parte de una red social como ésta? Durante una conversación hacia el clímax de la película, cuando sus creadores discuten con respecto al crecimiento y expansión de la compañía, el personaje de Jesse Eisenberg, quien interpreta a Zuckerberg, le pregunta a Andrew Garfield, quien interpreta a Saverin, “¿Quieres regresar a ser un don nadie?”

La película muestra a un Mark inseguro y traicionero, independientemente de que en realidad lo sea o no, muestra la creación de facebook como una solución a los problemas emocionales de los jóvenes, muestra el oportunismo de quienes rodean a aquellos que nacieron para trascender, pregona que en los negocios hay que ser listos, asertivos, ambiciosos y sagaces, que el éxito está muchas veces ligado a la popularidad o al contexto social en que existes, que el gusto de la gente es cambiante, al igual que la moda (así lo dice el personaje de Eisenberg en la película), y sin más, muestra el uso cotidiano y la función existencial de una red social a la que 500 millones de personas están afiliadas.

Entonces, como espectadores, es fácil vernos reflejados en los personajes. Todos somos Mark Zuckerberg, cuya idea, a pesar de todo, es brillante: trasladar la experiencia universitaria a la red (también esto se menciona en la película). Sin embargo, al momento del desarrollo de esta idea, no creo que Zuckerberg se haya imaginado que la experiencia universitaria conlleva más que fotos, perfiles, gustos e intereses; también conlleva inseguridades, celos, desintereses y conflictos, mismos que vive el mismo  Zuckerberg, por lo menos en la película, durante la alza de su compañía.

Así que insisto ¿Por qué formar parte de un “club” como este? Esa fue la pregunta que quedó en mis cabeza al final de los créditos, acompañados por cierto, muy asertivamente, de aquella pieza de Los Beatles titulada “Baby, you’re a  rich man” - How does it feel to be one of the beautiful people? ... Baby you're a rich man too. You keep all your money in a big brown bag inside a zoo. (“Baby, eres un hombre rico" - ¿Cómo se siente ser una de las personas bellas? … Chico, tú también eres un hombre rico. Mantienes todo tu dinero en  una gran bolsa café dentro de un zoológico).

Por lo tanto,  antes de actualizar su perfil y ponerse en contacto con sus “amigos” en facebook, les recomiendo ir a ver Red Social, y, por qué no, leer The Accidental Billionaires, de Ben Mezrich, libro en el que la película está basada, para conocer un poco más de la compañía que, sí lo repito, 500 millones de personas forman parte.

4,336 lecturas.

lee más

PUBLICIDAD