07 de diciembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Doctor en Casa

No alteres tu mente

Los efectos de la televisión en la salud mental de las mujeres

YAZMÍN PÉREZ
Torreón, Coahuila, miércoles 14 de noviembre 2018, actualizada 5:11 pm

Enlace copiado

Existen factores que debilitan nuestra capacidad mental; el más destacado en los últimos años es el uso excesivo de la televisión, que puede acelerar el envejecimiento cerebral y entorpecer el rendimiento cognitivo. No es un secreto que las personas que pasan largos periodos de tiempo sentados frente a un televisor tienen mayor riesgo de experimentar depresión; pero la tendencia para desarrollar dicho padecimiento es prominente en mujeres.

“Pasar mucho tiempo viendo programas de televisión aumenta -mayormente en las mujeres- el riesgo de desarrollar síntomas depresivos y angustia”.  Es lo que han concluido investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid en un trabajo donde por el contrario, apuntan que actividades físicas como caminar o correr, contrarrestan los efectos negativos del sedentarismo en la salud mental.

Sí, está comprobado que a comparación de los hombres, las féminas desarrollan más problemas psicológicos cuando pasan mucho tiempo viendo televisión. La causa la explican los siguientes factores:

La influencia del contexto

El papel de las mujeres en la sociedad, la manera en la que son criadas y los roles, generan  mayor susceptibilidad a padecer una depresión. Diferentes estudios aseguran que las mujeres tienden a ser más sensibles y empáticas con las necesidades de los demás, lo que puede llevarlas a interiorizar las emociones negativas que ven reflejadas en los programas de televisión para acabar padeciéndolas.

Vulnerabilidad genética

Las mujeres son más propensas a sufrir episodios depresivos debido a una mayor vulnerabilidad genética a la hora de visualizar una situación estresante. La propia química cerebral es un factor fundamental, así como la influencia de la construcción hormonal femenina que puede llegar a influir decisivamente sobre las partes del cerebro que controlan el estado de ánimo o las emociones.

Es importante destacar que aunque son más propensas las mujeres, ver televisión en exceso puede traer consecuencias severas a la salud mental de hombres también. Los excesos siempre son dañinos para la salud, aunque parezcan actividades saludables. Además la dependencia a la pantalla adormece la capacidad crítica, independientemente del sexo de la persona.

En esta ocasión, presentamos los efectos que pueden enfrentar quienes abusan de este hobby:

Incapacidad de retención:

A largo plazo, la principal consecuencia de esto es que la capacidad de atención se deteriora. El cerebro se acostumbra a esa especie de aletargamiento y por eso se hace difícil enfocar la mente intensivamente en algo.

Distrés psicológico

Debido a las conductas sedentarias pasivas, entran en un estado de angustia o sufrimiento que conduce a una pérdida progresiva de energía, agotamiento emocional e interés en las cosas de la vida.

Negatividad:

Debido a la programación desarrollada y al contenido ‘sin filtros’ que se transmite en la televisión pueden desarrollar una conducta más agresiva y negativa por la liberación de emociones que esta actividad involucra. 

Trastornos del sueño:

Ver televisión durante un horario recurrente genera que los patrones de sueño se desordenen y se vuelvan irregulares, por ende, se puede desarrollar insomnio o problemas de cansancio extremo.

Tensión ocular:

Esta es una de las más conocidas consecuencias, pero contrariamente no es la más ‘aterradora’ ni la que más complicaciones le puede traer a la salud mental. Mirar fijamente a un objeto durante un largo periodo genera tensión en los ojos y esto más adelante puede traer graves consecuencias.

Depresión:

Si pasan varias horas viendo la televisión pueden experimentar problemas de depresión ya que se mantienen en un estado de aislamiento y soledad. Los programas de televisión con temas complicados y personajes emocionalmente inestables, influyen en el ánimo de las personas.

Sustitución social:

Con el fin de llenar el vacío emocional del aislamiento, pueden llegar a establecer relaciones con personajes de ficción. Los científicos no están seguros de si el establecimiento de relaciones con personajes de televisión suprime la necesidad de interacción humana o en realidad cumple esa necesidad.

“La televisión nos proporciona temas sobre los que pensar, pero no nos deja tiempo para hacerlo”. Gilbert Cesbron
“La televisión es maravillosa. No sólo nos produce dolor de cabeza, sino que además en su publicidad encontramos las pastillas que nos aliviarán”. Bette Davis 
RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...