23 de septiembre de 2019 notifications
menu desktop_windows
Nacional

'México retoma su liderazgo por apostar al diálogo', considera experto

NOTIMEX
CIUDAD DE MÉXICO, jueves 07 de febrero 2019, actualizada 11:40 am

Enlace copiado

La posición de México ante la crisis de Venezuela es de avanzada, junto con la postura de Uruguay, porque va en contra de la lógica militarista, de la violencia e intervencionista, le apuesta al diálogo y los acuerdos políticos entre los venezolanos, aseguró el investigador Nayar López Castellanos.

Maestro de Estudios Latinoamericanos y doctor en Ciencia Política por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), consideró que la actual política exterior del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador representa un giro de 180 grados.

En entrevista con Notimex, el especialista subrayó que México retoma su liderazgo en América Latina, al no a sumarse a la corriente de países liderada por Estados Unidos que buscan no sólo derrocar a Nicolás Maduro, sino terminar con el proyecto de la Revolución Bolivariana.

Consideró que la actual postura de política exterior del gobierno lopezobradorista rompe con las posiciones que habían sostenido gobiernos anteriores desde el sexenio de Vicente Fox, hasta el de Enrique Peña Nieto, que abandonaron la doctrina Estrada y pretendieron inmiscuirse en la política interna de otras naciones.

Subrayó que los conflictos políticos los tienen que resolver los países en su propio territorio, con sus condiciones políticas, con su gente y bajo los marcos legales que los rigen, sin que nadie desde fuera decida quien merece o no ser presidente de un país en América Latina.

Recordó la intención de Vicente Fox de mandar tropas a Iraq a petición expresa de Estados Unidos, lo que afortunadamente no se concretó, hasta el activismo que mostró Luis Videgaray, ex secretario de Relaciones Exteriores, precisamente en el caso de Venezuela.

Miembro del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), López Castellanos opinó que sería muy riesgoso para la región y para el mundo dejar progresar la posición de Donald Trump, abiertamente intervencionista y preocupante, porque llega a niveles francamente descarados.

Recordó que desde los casos de Panamá y Granada no había una posición tan abierta de Estados Unidos para intentar derrocar a un gobierno, lo que nos regresaría muchos años atrás en la historia, donde la Unión Americana decidía qué gobierno si o qué gobiernos no convenían a sus intereses.

Mencionó que podríamos regresar a la época en que Estados Unidos promovía golpes de Estado, invasiones o generaba inestabilidad social contra gobiernos que no le eran afines, como Guatemala en 1954, y Chile en 1973, por citar algunos ejemplos.

El investigador advirtió que una posible intervención armada a Venezuela tendría una repercusión internacional, pues no hay que olvidar que Rusia y China ya expresaron su apoyo al régimen de Nicolás Maduro.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...