15 de julio de 2019 notifications
menu desktop_windows
EDITORIAL

Ciudadano Universal

Archivo adjunto

LUIS F SALAZAR WOOLFOLK
miércoles 20 de marzo 2019, actualizada 7:46 am


Enlace copiado

La visita de Plácido Domingo a Torreón y su presentación programada para el próximo cuatro de abril en la Plaza Mayor, genera expectativas que contribuyen al bienestar y el bien convivir en la Comarca Lagunera.

Lo anterior porque además de ser uno de los más importantes exponentes de Ópera en la última mitad del Siglo Veinte y lo que va de esta centuria, el visitante es un hombre de familia, solidario con sus semejantes, comprometido con grandes causas, no solo en el ámbito teatral en donde además de ser un excelente cantante, demuestra una fuerza dramática excepcional, y domina más de setenta personajes puestos en escena, lo que nos permite afirmar que es el intérprete con el repertorio operístico de mayor amplitud y versatilidad a nivel mundial.

Nuestro visitante nace en Madrid en 1941, en el seno una familia de artistas. Sus padres Plácido Domingo Ferrer y Josefa Embil Echániz, se lanzaron en gira por el mundo para difundir el género de la Zarzuela. En México encontraron las condiciones para pasar de cantantes a empresarios y productores, haciendo de nuestro país el asiento de la compañía teatral que lleva el nombre emblemático de Pepita Embil, reconocida en aquellos entonces a nivel internacional, como la Reina de la Zarzuela.

Plácido Domingo es artista que tuvo al maestro en casa, y después de pasar su primera infancia en España, a los ocho años vino a México. A los dieciocho años debutó en el género de la Zarzuela en el Teatro Degollado de Guadalajara, y a los pocos meses debutó en Ópera, en el Teatro María Teresa Montoya de Monterrey.

"El Granado", como se conoce a Plácido en el seno de su familia desde niño, por su precoz predilección a cantar Granada de Agustín Lara, ha sabido conciliar su trayectoria profesional exitosa con una vida familiar plena. Su matrimonio con la soprano veracruzana Martha Ornelas, con la que ha estado casado desde hace cincuenta y siete años, implicó el sacrificio de la carrera de su Mujer, que tras un promisorio inicio en la Ópera de Tel Aviv cedió el primer plano, para convertirse en el soporte fundamental de su Marido, desde la perspectiva de Esposa y Madre de los hijos de ambos.

En los terremotos de Ciudad de México en 1985, Plácido perdió a cuatro familiares cercanos, lo que encauzó la sensibilidad del artista en un sentido de solidaridad con sus semejantes, en labores de rescate y en campañas de atención a las víctimas. A partir de esa experiencia, ha participado en otros casos de desastres naturales, como en la construcción de viviendas con sus propios recursos, para la población de Acapulco golpeada por el ciclón Pauline en 1997 o contribuyendo a la reconstrucción de la Ciudad de Nueva Orleáns, al paso del huracán Katrina en 2005.

Su generosidad también se ha mostrado en la búsqueda y promoción de talentos en el difícil campo del oficio operístico. A nuestro invitado se debe la fundación y sostenimiento de Operalia, concurso internacional de jóvenes talentos que desde 1993, genera figuras de talla mundial como el Mexicano Rolando Villazón, la rusa Anna Netrebko y la letona Elina Garancha.

El talento y el esfuerzo de Plácido Domingo han dado por fruto una carrera exitosa como director y productor a nivel internacional, destacando su trabajo en la Ópera Nacional de Washington y en la Ópera de los Ángeles California. Es Doctor Honoris Causa por catorce universidades del mundo, ha sido premiado con veintiún galardones por parte de gobiernos e instituciones internacionales y cuenta con siete Premios Grammy y dos Premios Emmy, debido a producciones suyas que han llevado la Ópera a públicos masivos.

Bienvenido sea Plácido Domingo. El hombre íntegro y generoso, el artista, el genio, el ciudadano del mundo. Solo ensombrece su grata visita, la ausencia de la Camerata de Coahuila del programa de su presentación, lo cual es un desaire que amerita una explicación por parte de los responsables de la organización del evento, de cara a la gente de la Comarca Lagunera, que desde hace veinticinco años, ha sido el sostén y el público fiel de la Camerata.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...