18 de julio de 2019 notifications
menu desktop_windows
Columnas Finanzas

Empresa

Sabotaje a refinerías

ALBERTO BARRANCO
jueves 21 de marzo 2019, actualizada 7:40 am


Enlace copiado

En afán de evitar olas de cara a la sospechosa venta de las plantas de hidrógeno adscritas a las refinerías de Tula y Ciudad Madero, cuyas empresas compradoras recibieron ventajosos contratos de suministro del producto, desde la cúpula de Pemex se ordenó la sustitución de prácticamente todos los mandos clave de la segunda.

La instrucción provino, en la agonía del sexenio pasado, de la subdirección de Proyectos Industriales de PemexTransformación Industrial a cargo de José Humberto Freyre Rojo.

La instancia surgida en 2010 a la transformación de Pemex Gas y Petroquímica Básica, está involucrada en la operación, denunciada hace unos días ante la Secretaría de la Función Pública.

La planta de Madero se le vendió, vía adjudicación directa, a la empresa Linte Hidrógeno en 31.09 millones de dólares, con el compromiso de comprarle mensualmente el equivalente a 16 millones de pesos por el suministro de 42 millones de pies cúbicos por año… los ocupe o no los ocupe.

La refinería, está parada desde hace un año.

El curioso caso lo descubrió la secretaría de Energía, Rocío Nahle, en un recorrido realizado por las seis refinerías de la empresa en la época en que sólo estaban operando dos de ellas.

En el marco surgieron las versiones de que había un enfrentamiento frontal con el director general de Pemex

Octavio Romero, quien había aceptado que la secretaria hiciera la revisión ante su enorme carga de trabajo.

La sorpresa de la funcionaria fue encontrar que los responsables tenían, tres, cuatro o cinco meses de haber sido reubicados de otras refinerías, con la novedad, además, de que las plantas estaban paradas a veces por falta de refacciones varadas en las aduanas; por deficiencias en reconfiguraciones… o simplemente por desconocer los jefes el manejo.

En otra parada del periplo, la refinería de Coatzacoalcos se encontró con que el proceso se frenaba por un saqueo de insumos realizado por la delincuencia organizada que oscilaba desde cables hasta partes.

Noche a noche llegaban en una lancha por el río colindante hombres embozados que aprovechaban una fractura de la barda perimetral para saltarse.

El asunto se solucionó cuando la Secretaría de Marina envió una lancha de vigilancia permanente… y se reparó la barda.

ASÍ DE SIMPLE

En otro escenario, la operación estaba suspendida por simple falta de mantenimiento.

El caso es que actualmente cinco refinerías están activas, aunque lejos de su capacidad por falta de petróleo ligero tras la caída en la producción de Pemex, o por obsolescencia de maquinaria y equipos, por más que en el sexenio pasado se reconfiguraron tres de ellas.

En el caso de Tula, la constructora brasileña Odebrecht dejó inconclusa la obra prevista para entregarse en 2012.

Corrupción, incuria… y sabotaje.

BALANCE GENERAL

Acusado de defraudación fiscal en 2014 al omitir ingresos que reclamaban un pago tributario de un millón 35 mil pesos, el empresario Rodrigo Ruiz De Teresa Treviño fue librado de culpas al sobreseer el expediente el que fuera procurador fiscal del sexenio pasado, José Velasco Gómez Nolasco.

En “compensación”, el beneficiado se comprometió a repartir volantes en bares y restaurantes para concientizar a jóvenes de la obligación de tributar.

Lo interesante del caso es que Ruiz de Teresa es socio de la empresa Balam, quien la vendió a la Procuraduría General de la República el programa Pegasus para espiar a opositores o críticos.

Este, de acuerdo con Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, se vendió en 32 millones de dólares.

Al empresario se le ubica también como socio de la franquicia de restaurantes “El Costeñito”.

albertobarrancochavarria0@gmail.com
TAGS
Temas del día
  • Migrantes
  • Chapo Guzmán
  • Pemex
  • RELACIONADAS
    COMENTA ESTA NOTICIA
    Cargando comentarios...
    Cargando más noticias...
    Cargando tendencia...