09 de diciembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Deportes

Remontadas ‘épicas’ que hacen creer en Santos

Los Guerreros apelan a sus 'milagrosos' regresos

VÍCTOR DUARTE / EL SIGLO DE TORREÓN
TORREÓN, COAH, miércoles 10 de abril 2019, actualizada 3:29 pm

Enlace copiado

Sí hay algo que caracteriza al cuadro de los Guerreros, sin duda, son sus formas de “renacer” en los momentos donde más “muerto” lo daban, con duelos épicos que han sido sellados de manera delirante.

El duelo de esta noche ante Tigres, por la vuelta de las semifinal en la CONCACAF Liga de Campeones, invita a que los fieles aficionados laguneros confíen en su equipo, ese que tantas veces los ha hecho saltar de emoción y felicidad, por lo que recordamos algunos de esos históricos cotejos.

LA FIRMA DE BORGETTI

La segunda final que disputaba Santos Laguna en su historia se fue cuesta arriba, esto luego que del partido de ida se trajeran una desventaja mínima ante Necaxa.

Pese a irse al frente en el marcador, con dos goles seguidos de Francisco Gabriel de Anda y Gabriel Caballero, Santos vio casi lejana su coronación debido a los tantos de Ricardo Peláez y Luis Hernández, pero nuevamente Caballero se encargó de mantener la ilusión

Ya en los minutos finales, Nicolás Ramírez colgó un centro al área donde Jared Borgetti, con su firma personal en una carrera que recién despegaba, remató de cabeza y selló el primer campeonato de los laguneros con marcador de 4-3.

LA ÚNICA DIANA DE ROBSON LUIZ

Instalado en otra final por el título, Santos Laguna regresó a casa para disputarse el campeonato contra los Tuzos, que aventajaban a los laguneros 2-1.

Borgetti puso la paridad momentánea en el global, pero Andrés Chitiva recuperó la ventaja para la visita a los 38 minutos; el “alma guerrera” de los albiverdes salió a flote cuando Mariano Trujillo nuevamente empató el marcador al 64’, pero la “explosión” de alegría se dio cuando Robson Luiz marcó el gol del título al 79, su único con la playera albiverde y que selló la segunda estrella de Santos con la remontada 4-3.

EL ’CIENTÍFICO’ ELIMINA AL IMPACT

En la ‘Concachampions’, Santos también ha firmado noches épicas, como la del 5 de marzo de 2009.

Los Guerreros llegaron al antiguo Estadio Corona con desventaja de 2-0 ante Impact de Montreal, esto tras la ida de cuartos de final, por lo que necesitaban urgentemente marcar y evitar que les anotaran, algo que visitantes hicieron por partida doble tras el gol de Christian Benítez, obligándolos a anotar cuatro más.

La tarea era difícil, pero Matías Vuoso al 54’ y al 74’ pusieron a la gente a “soñar” con la remontada, misma que confirmó Carlos Darwin Quintero con dos goles “in extremis” del partido (91’ y 94’) para llevar a las semifinales al Santos.

MONTERREY, SE FUE ‘RAYADO’ DE LA LAGUNA

En las semifinales del Clausura 2008, donde a la postre saldría campeón, los laguneros recibieron la vuelta en casa a Rayados, luego de traer un empate a un gol de la ida en la Sultana del Norte.

Dos goles en el segundo tiempo por parte de Jared Borgetti, entonces con Rayados, así como del chileno Humberto Suazo, provocaron que los locales se fueran al frente para empatar el global y poder avanzar por mejor posición en la tabla.

Matías Vuoso acercó a Santos con un gol al 77’, pero la locura se desató en la Comarca cuando, al 93’, Fernando Arce emparejó el duelo con un potente testarazo que liquidó al actual portero de Santos, Jonathan Orozco, y los catapultó a la final contra Cruz Azul.

ORIBE ‘CAZÓ’ A LOS TIGRES

Aunque todas las anteriores se guardaron en la memoria de la afición lagunera, una de las más recordadas ha sido la que sostuvo ante quien será su rival esta noche, los Tigres de la UANL, en la misma instancia que en aquella ocasión.

En el Clausura 2012, Santos se enfrentó en la semifinal a los dirigidos por Ricardo Ferretti que, luego de empatar en la ida 1-1, buscaban a toda costa eliminar a los Guerreros en el nuevo Estadio Corona.

Héctor Mancilla “vacunó” en dos ocasiones a los albiverdes y puso cuesta arriba la misión de avanzar a la final contra Rayados, pero la historia respaldó una vez más al cuadro santista en busca de algo que se quedara grabado en la memoria de todos.

Con un doblete, uno de ellos en el minuto 89, Oribe Peralta se consagró en lo más alto del futbol mexicano y firmó la épica remontada que cerró con un 3-3 global y permitió a Santos llegar a la final, donde conseguiría su cuarta estrella.

Fotos

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...