08 de diciembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Nacional

Que no haya un caso más como el de mi hijo: madre de Norberto

En la explanada de la universidad, todo era tristeza y preocupación

EL UNIVERSAL
CIUDAD DE MÉXICO , martes 11 de junio 2019, actualizada 9:03 am

Enlace copiado

Amigos, compañeros de clases, familiares y catedráticos asistieron a la misa en honor a Norberto Ronquillo Hernández en la Universidad del Pedregal, luego de que su cuerpo fuera encontrado la noche del domingo. Ahí, lloraron y reclamaron a las autoridades la falta de acción y el miedo en el que se vive, pues el caso del joven, de 22 años, mostró que todos son vulnerables. Otros incluso se dijeron sorprendidos por lo que sucede en la ciudad.

Luego de la homilía del padre Davide Tonini, sus amigos de uno en uno pasaron al micrófono para intentar justificar la muerte de Norberto; "era un ángel, si Dios se lo llevó era porque ya lo quería a su lado. A nosotros nos iluminó, nos enseñó muchas cosas y nos quedamos con eso, todos los que lo conocíamos le estamos agradecidos por el poco tiempo que estuvimos con él", comentó su mejor amigo, quien fue el primero en subir a tomar el micrófono.

Le siguió su mejor amiga: "Siempre me decías que mi sonrisa te alegraba el día y que por eso me hacías reír mucho. Ahora te digo que tú me alegrabas la vida y por eso siempre estaba feliz, te amo y te voy a amar siempre, gracias por siempre estar conmigo, por escucharme y aconsejarme", comentó la joven en llanto, luego de leer una carta escrita a puño y letra por Norberto.

Desconsolada, Jenifer, novia de Norberto, subió y estalló en llanto, "no entiendo, no sé en qué momento pasó todo, pero quiero decirte que no te preocupes, cuidaré a tu familia como siempre me dijiste y vamos a salir adelante. Gracias a todos por el apoyo que nos han dado, como siempre te dije, te amo y te amaré siempre", expuso para luego bajar apoyada por sus amigas.

En la explanada de la universidad, todo era tristeza y preocupación, los estudiantes manifestaron que ese evento los marcará para siempre, "ahora todos tenemos miedo, resulta que no sabemos en qué ciudad vivimos, nos puede pasar a cualquiera hasta al más buena gente, no puede ser, ya no se puede vivir así", explicó Iván Martínez, quien se graduaría con Norberto la semana pasada, pero el estudiante originario de Meoqui nunca llegó a la cita.

Su madre dijo que espera que la muerte del joven, de 22 años, no sea en vano, "quiero que esto se acabe ya, que otro caso así no se repita. Quiero ser la voz de todas las Norelias y todos los Norbertos, que cuando un caso así pase las autoridades trabajen de inmediato, que la sociedad participe; no es posible que en esta ciudad nadie vea nada, nadie denuncie nada, debemos de participar todos para que nunca más se repita", detalló Norelia cuando pasó a reclamar el cuerpo.

"Vine a festejarlo, a ver un certificado de graduación y ahora vean, me llevo un acta de defunción", expresó la mujer afuera del Incifo, al tiempo que anunció que las cenizas del joven se las llevara a Meoqui, Chihuahua.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...