19 de noviembre de 2019. notifications
menu desktop_windows
Internacional

Bolivia, en tensa espera de resultado electoral

Con un recuento lento observado por la oposición ante las sospechas de fraude por parte del Gobierno de Evo Morales

EFE
LA PAZ, BOLIVIA, martes 22 de octubre 2019, actualizada 7:31 am

Enlace copiado

Bolivia vive una tensa espera de los resultados electorales, con un recuento lento observado por la oposición ante las sospechas de fraude por parte del Gobierno de Evo Morales, que pide calma para no radicalizar el clima electoral.

El candidato Carlos Mesa, seguro de que si no se manipulan los resultados irá a una segunda vuelta con Morales, llamó a los suyos a estar vigilantes de un recuento oficial del que no se fía desde la misma noche electoral del domingo.

Con consignas de que no quieren para Bolivia una crisis como la que arrastra Venezuela y gritos en pro de la democracia, seguidores de su formación, la alianza Comunidad Ciudadana, esperan frente al hotel de La Paz donde el órgano electoral del país instaló su base para el cómputo de votos.

La aparición de simpatizantes oficialistas caldeó los ánimos, sin que se pasara más allá de reproches verbales y silbatos mutuos.

Mientras el Gobierno de Morales, quien no había comparecido personalmente en público, algo inusual en su apretada agenda diaria de actos sin descanso desde la madrugada, hizo ante la sociedad boliviana un llamado a no caldear el ambiente.

Poco antes de la llamada a la calma en boca de su canciller, Diego Pary, y del ministro de Comunicación, Manuel Canelas, el Comité Nacional de Defensa de la Democracia había convocado en cambio a la "resistencia civil".

Su presidente, Waldo Albarracín, advertía incluso al Ejecutivo de que el país puede desembocar en una "guerra civil" si se extiende la sensación de fraude, pese a que los ministros insistan en que está garantizada la transparencia.

En medio el Tribunal Supremo Electoral continuaba poco a poco contando los votos de los 7.3 millones de electores que el domingo estaban llamados a las urnas.

A media tarde hora local la cuenta iba todavía por la mitad, con una mínima ventaja para Mesa de unas décimas sobre Morales, rondando ambos el 42 por ciento.

Lejos del 50 por ciento que necesitan para ganar en primera vuelta, o del 40 con diez puntos sobre el segundo, con el que evitarían una nueva cita en diciembre, ya entre ellos dos en un duelo sin las otras siete candidaturas con las que ese midieron este pasado domingo.

RELACIONADAS
COMENTA ESTA NOTICIA
Cargando comentarios...
Cargando más noticias...
Cargando tendencia...